Es Resines

Homenaje a esos gratos actores que, como el gran Antonio, sólo saben hacer de sí mismos.

martes, mayo 16, 2006

Jose Coronado es Resines


ponmeunodesoja, originally uploaded by davismiles.

Descripción del personaje a interpretar: guapo quedón con rigidez facial, totalmente inexpresivo de cuerpo y mente, pero así como guay, heavyconsumer de productos lácteos. Y sobrevalorándose a sí mismo en cantidades industriales.

Ha sido muy grato documentarme para este post porque con Jose Coronado pasa mucho que uno se queda en la superficie y, hasta que no rascas un poquito, no eres capaz de descubrir los impresionantes retos artísticos a los que se ha enfrentado este galansote y de los que ha salido resinísticamente victorioso.

Antes de empezar su carrera profesional ya tomó una decisión que dejaba entrever al mundo una chulería y un voydeguay dignas de mención: él no es José Coronado. Es Jose Coronado. Ni palabras agudas, ni Real Academia que valga. Yo soy Jose y el acento me la suda. Qué hombre.

Evidentemente, su carrera resinística viene marcada por un hecho científico fundamental en la historia de nuestro tiempo, cercano en importancia al descrubrimiento del ácido acetisalicílico: la aparición del bífidus activo Essensis.

Es decir, el Bio de toda la vida.

En 1988, los señores de Danone, creadores de hits como Natillas de Chocolate o Dalky, crearon un concepto yogurístico revolucionario: una sabrosa crema láctea con bichitos en el interior, que una vez ingerida te motiva indiscutiblemente a visitar el excusado más cercano.

Como en estos duros momentos que nos toca vivir, ir continuamente a lo que es el cuarto baño es sinónimo de bienestar, a la hora de publicitar este nuevo producto, los sres. Danone buscaron a un hombre que fuera la epitomización del tío moderno, guaperas, que se cuida y que se las lleva de calle. Y, ya lo habrán adivinado, sagaces lectores, lo encontraron en Jose Coronado.

Qué actuación memorable: "yo no sé qué hacen exactamente estos bífidus, pero desde que tomo Bio me siento bien". Para cerrar con el ya mítico "Bio te renueva por dentro y eso se nota por fuera". Se me ponen los pelos como escarpias sólo de recordarlo.

Y después de esto, venga retos y más retos. Porque los de Danone parece que no tienen otra cosa que hacer que echarle cosas al yogur: ciruelas (acompañado de un par de nenas a las que invita a cuidar su línea como lo hace él), cereales, muesli con coco... hasta que llegó una puñalada trapera. Y de tu propia familia, que son las que más duelen.

Sí, sí, el Actimel.

Porque, ¿quién coño sabe diferenciar el L-Casei Inmunnitass del Bífidus Essensis? Ni Dios.

De esta manera, Coronado tuvo que demostrar su resinismo afrontando un reto para el que ningún otro ser humano hubiera estado preparado: en lugar de destapar un bio y hundir la cucharilla en él con esa cadencia reservada a los mitos de la interpretación (me estoy imaginando a un James Dean y no sería lo mismo), ahora el Bio se bebe. Dramático.

Pues nada, como el que no quiere la cosa, traguito mirando a cámara y a dejar que el bífidus haga su efecto. Increíble.

Luego, también hay que valorar que no es el típico galán clásico que se queda anclado en una época determinada. Él sabe adaptarse a su tiempo. La introducción del Bio Soja con sus isoflavonas y todo, no es más que un maravilloso ejemplo.

Y sus devaneos con la cultura meditativa con el Bio Herbal y el de Té Verde, pues para qué les voy a contar, que si hubiera un Goya en Lácteos, se lo llevaba de calle.

Y ahora, está sumergido en el mayor reto de todos. Bio ya no se llama Bio. Un cambio total de paradigma que descententraría incluso a Carod-Rovira. el hombre más centrado de Catalonia y parte del extranjero. Pero él es Jose. O Coronado. O Jose Coronado. Da igual cómo te llames, lo que importa es lo que lleves dentro. Por eso ahora Bio se llama Activia. Porque te activa.

O sea que no es que le cambien el nombre porque hay una normativa de la comunidad europea que les impide utilizar el nombre Bio porque son productos menos biológicos que los Ganchitos de Risi. No. Lo cambian porque el nombre mola más. Gracias Jose.

Podríamos hablar también sobre que es el español que ha protagonizado más series que duran 3 capítulos y medio en antena, como Hermanos de Leche, Código Fuego, o Los 80, pero quizás eso sería desmerecer el impresionante resinismo de este muchacho.

(No pongo el link porque los cabrones de imdb no quieren saber nada sobre lácteos).

8 Comments:

At 8:43 p. m., Blogger Ángel said...

Como decían en un programa de radio:
Pobrecito, ahora ya los últimos anuncios los tiene que hacer sentado porque si no se va de bareta

 
At 8:44 p. m., Blogger Ángel said...

Como decían en un programa de radio:
Pobrecito, ahora ya los últimos anuncios los tiene que hacer sentado porque si no se va de bareta

(Perdón por ponerlo por duplicado)

 
At 2:31 p. m., Anonymous Javi said...

Lo grande de Coronado es que aunque sus papeles sean completamente diferentes (sobre el papel) el los "resiniza", haciendo siempre de... Coronado.
Saludos desde atomarpoculodelejos.

 
At 8:23 p. m., Anonymous iGroucho said...

El otro dia vi Lobo.

Salí asustao de la actuación del susodicho.

Pa mear y no echar gota.

 
At 10:37 a. m., Anonymous Erri-Berri said...

Se superó a sí mismo y al propio Resines en Periodistas, serie de obligada visión en Iturrma 8, que Dios la guarde en su gloria...

 
At 4:28 a. m., Blogger Rafa said...

Lo de los ganchitos de Risi y el Goya en Lácteos, impagable.

 
At 7:24 p. m., Anonymous minuscula said...

cadena ser
la ventana
pregunta gemma a jaume figueras,
quien seria aqui el tom hanks?
rápido contesta...jose coronado
y ella? pues ella...
alguien dice, aitana tal vez?
bueno,está un poco mayor...
alguien era maximo.
maximo pradera.

 
At 12:25 a. m., Anonymous Anónimo said...

es de los mejores actores que tenemos en nuestro país,a parte de su atractivo y sus dotes interpretativos.todas las peliculas y series que ha protagonizado o a intervenido las he visto, puedo decir que es mi actor favorito.

 

Publicar un comentario

<< Home

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.